De cara a Dios. Una introducción al eneagrama

La portada del libro muestra una imagen con nueve rostros de muñecos blancos como maniquíes pegados a una pared blanca. Las caras se identifican entre ellas con rayas de crayolas simulando bigotes, lentes o mueca. Fue el segundo libro que leí de eneagrama.

2434264217_22e5b5bd43_oEl título es “De cara a Dios. Una introducción al eneagrama” de David Mahon. En la contraportada se dice que el autor coordina talleres y cursos sobre el tema. Parece ser que con la intención de entender mejor ésta herramienta de personalidades, es buena idea ir lentamente. Mi ejemplar cuenta con algunos dibujos que caricaturizan las cosas que habla el autor, además de ser ilustrativa, permite un poco acentuar los rasgos y eso facilita identificar los detalles con humor y eso es esencial; de poco o nada serviría malgastarse con conocimientos insípidos si no podemos ubicarlos o materializarlos en la vida diaria. Me refiero a que el auto conocimiento es muy desgastante, una frase muy trillada pregunta al aire ¿A quién le gusta que le digan sus verdades?. El humor, la caricatura y un buen libro son de mucha ayuda. Lo recuerdo particularmente porque en este libro me identifique hondamente y no fue muy grato y ayudó mucho el tenue sencillo con el que habla el autor, va directo al grano.

Algo que marca de manera muy especial Mahon, es que en el sistema del eneagrama nadie queda fuera. Ésto con referencia a que todas las personas pueden identificarse al menos con una de las personalidades que describe el eneagrama, recordemos que se habla de nueve, sin embargo, cabe la posibilidad de que no encontremos nuestra descripción por razones diversas. El estudio de esta herramienta nos permitirá clarificarnos. Y eso nos ayudará a conocernos mejor, otra frase popular dice que no se ama lo que no se conoce… quizá de allí el interés por el eneagrama.

Es muy común que al principio las personas tiendan a ubicarse a diferentes personalidades y en ocasiones, muy diferentes una de otra, con el tiempo y con lectura, poco a poco se reducen las opciones, yo recomendaria algo de terapia psicológica porque fue así como yo llegue a éste tema y es lo que conozco, sin embargo, ésta tradición se recomienda en grupo, donde cada personalidad se puede ver en vida, por testimonios, no he podido vivirlo así, por ello, sigo leyendo y compartiendo algo que en mi mas humilde opinión es muy divertido, diluyente e ilustrativo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s