Muerte en el ring. El inframundo del boxeo.

¿Cuánta gente odia el boxeo? El deporte de las orejas de coliflor, denominado también pugilismo. Una sombra de abusos, carencias y explotación nublan ésta actividad humana. Seguramente no son pocos quienes creen que malamente a esta actividad se le llame “deporte”.

2252590562_9fe3131b72_oMi padre fue boxeador aficionado, sin embargo, pocos fueron mis acercamientos a sus vivencias. De niño, yo me encontraba entre quienes veían a esta actividad como algo brutal y bruto. Las cosas han cambiado para mi en años recientes, sin embargo, hoy les presento un libro muy interesante que pone el dedo en la llaga, se titula: “Muerte en el ring. El inframundo del boxeo”, redactado por El periodista Fernando Medina Ruiz. El texto va en forma de ensayos, donde narra enfrentamientos que han terminado con la muerte de uno de los ponentes. Anécdotas,investigaciones y conjeturas se encuentran entrelazados en estas letras. Al final, también cuenta con datos interesantes sobre las consecuencias en algunos gladiadores al final de sus carreras, muchas terminaron por esas mismas consecuencias y su vida, obvio, ya no fueron iguales. El nombre del libro habla por sí solo. Encontré este libro en una oportunidad que tuve de entrar a una librería de “libros usados” del Distrito Federal, donde se podría considerar existe la mayor afluencia de público y boxeadores a gimnasios y funciones. No es para menos, en la mayoría de los ámbitos así ocurre en nuestro país.

Por circunstancias de mi personalidad, hay en mi una parte muy ambigua, como una especie de marea que sube y baja, olas. Me es sencillo encontrar lo positivo dentro de un mar negativo de opciones, también de manera fácil, puedo dejar de lado todo lo positivo por una pizca negativa que encuentre. Eso me permite publicar esta reseña para el blog, que persigue promover la lectura en base a los textos que he tenido la dicha de leer. No podría hacerlo con cosas que no he leído, aunque piense que concuerdan con mi punto de vista. Una parte maravillosa de la lectura es que es el lector quien elige, hay libertad de pensar y leer. Me gusta el boxeo, aún y que soy consciente de sus posibles consecuencias. Mis motivos tendré. Seguro. Pero existen éstas advertencias, éstas frases que calan en opositores o apologistas del boxeo. Quizá sea una obligación de todo crítico o periodista: señalar, advertir, “poner el dedo en…”. Y aqui esta. El libro es dramático pero no por ello alarmista, difamatorio o incongruente. Habla sin tapujos de cosas que todo boxeador y aficionado debe conocer y tomar sus propias decisiones. Yo tome las mías y por ello comparto esta lectura. Con gusto las compartiría con quien le interesen, la lectura eso provoca… encuentros…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s