La codependencia

Un héroe, es aquel ilustre y famoso debido a sus hazañas y virtudes, al menos, así lo dice un diccionario. Nos los encontramos en las novelas, cuentos y casi siempre son “el mero bueno” de alguna película. Yo pienso, que representan esa parte del ser humano a la que puede llegar a ser en base al amor que hay en él; verlo entre las calles, de carne y hueso… es una bonita fantasía…

4515978568_38850da9b4No pensaba así hace algunos años. De hecho, en alguna parte de mi cerebro existía la idea de que yo estaba llamado a ser algo parecido a un caballero andante que rescata, si no damiselas en peligro, pues sí algunas personas en infortunio. Eso me impulsó a buscar y por supuesto a encontrar muchos pesares. Yo sé bien que no es muy difícil encontrar desastres, me imagino comparten esa idea conmigo, por desgracia ese “noble afán” sin darme cuenta tambien lo lleve a mis relaciones de pareja. Y en lugar de disfrutar las diferencias de nuestras personalidades, nuestros gustos en ocasiones opuestos y compartir nuestras propias ideas, me enfoque de una manera obstinada, directa y sorda en todas aquellas situaciones en las que yo creía que mi pareja estaba en peligro… Allí me veo, ja ja ja, el engalanado héroe con capa, mayones apretados y calzones rojos de fuera combatiendo las necesidades de mis amigos, las incongruencias de mis novias o las insuficiencias de mis familiares… El paladín de la justicia, el valeroso cruzado, el osado vaquero. Una perfecta, noble y altruista excusa para no resolver mis propios problemas, y peor, para ignorarlos y dejar que me engullen hasta el pescuezo; lo cual sucedió un día común y corriente como muchos otros. Ahora era yo quien necesitaba alguien que me rescatara y por fortuna nunca apareció. Creo, esa fue una de las mayores bendiciones que Dios me ha dado. Claro que siempre hay gente dispuesta ayudar, una de esas personas, a quien yo considero algo así como a un angel en mi vida, fue mi terapueta quien me recomento un libro maravilloso: Cómo mandar a todo el mundo a la chingada… ja ja ja, no es cierto, el título es: “La codependencia. Qué es, de dónde procede, cómo sabotea nuestras vidas” de Pia Mellody.

El libro es muy sencillo. Fácil de digerir y muy amigable. Con ejemplos situacionales, uno que otro conceptillo médico y testimonios personales, describe un rasgo de la personalidad que puede llevarnos a vivir sin estar viviendo. Al final, IMG_20150228_103315526aporta algunos resumenes psicológicos que pueden ayudar a aquellas personas que se quieran involucrarse más en el tema, en eso para mi fortuna me ayudo mi terapeuta. Fue uno de esos libros que me ayudó a verme a mi mismo como mi propio heroe. Algo que hay en el ser humano junto a todas sus demás ambigüedades, incongruencias y desatinos. A dejar de representar un papel que sepa la “fregada” de dónde agarre (bueno, si sé, pero eso es para otra reseña), no es sencillo porque soy muy terco, pero parece que para eso se tiene toda la vida. Eso me gusta de los libros, las mascotas o animales de compañía, las terapias o terapeutas; que son ayudas o asistencias para el individuo; ese libro en particular me desmenuzo los motivos de mi comportamiento y los posibles destinos a los que llegaría de seguir ese camino, fui yo quien decidió seguir o no, cambiar de ruta o no, “tomar las riendas” como se dice por allí; con algo de información. También, dicen que nunca se termina por aprender, eso lo festejo, porque también para ello, siempre existe un libro… ¡a leer!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s